Coronavirus Mar. 23 Feb. 2021

EEUU superó el medio millón de muertos por coronavirus

EEUU superó el medio millón de muertos por coronavirus
Tamaño del texto

El presidente Joe Biden rindió hoy homenaje a las más de 500.000 vidas perdidas por el coronavirus en Estados Unidos, una cifra a la que calificó de "descorazonadora" y un sombrío hito por el que ordenó que las banderas de todos los edificios federales sean izadas a media asta durante cinco días.

"Yo sé lo que se siente", afirmó Biden en referencia a las numerosas tragedias que ha superado en su vida, en un mensaje solemne en el que pidió a los estadounidenses que recuerden a los que partieron y les pidió que permanezcan vigilantes, que mantengan la distancia social, que usen mascarillas y que se vacunen.
 
"Les pido a los estadounidenses que recuerden, que recuerden a los que perdimos y a quienes quedaron atrás", afirmó el mandatario y señaló que "esta nación volverá a sonreír, esta nación volverá a conocer los días soleados, esta nación volverá a conocer la alegría", según la agencia de noticias AFP.
 
Poco antes, Biden emitió una resolución que ordena que la bandera de los Estados Unidos ondee a media asta durante cinco días en todos los edificios federales y en los puestos militares en el país y en el extranjero, y en la que se refirió a la magnitud de las pérdidas por el coronavirus, en una jornada en que la cifra de fallecidos alcanzó los 500.071 y los casos superan los 28 millones.
 
La cifra de muertos se produce poco más de un año después de que se registrara en la costa oeste del país el primer caso del virus detectado por primera vez en China.
 
"Son más los estadounidenses que han muerto en un solo año de esta pandemia que en la Primera Guerra Mundial, la Segunda Guerra Mundial y la Guerra de Vietnam juntas", selaló Biden en su proclamación,
 
Tras el breve discurso, Biden participó acompañado por su esposa Jill, y la vicepresidenta Kamala Harris, junto a su esposo Doug Emhoff, en una ceremonia en el jardín de la Casa Blanca con un momento de silencio, de pie junto a 500 velas encendidas para recordar a los fallecidos.
 
Minutos antes, marcando el atardecer, las banderas de todos los edificios federales, incluyendo las embajadas, fueron puestas a media asta.
 
En su mensaje, Biden urgió a los estadounidenses a recordar a los fallecidos pero también a mostrar determinación.
 
"Como nación, no podemos y no debemos dejar que esto siga", dijo el mandatario y agregó: "Debemos luchar contra esto juntos, como si fuéramos uno, como los Estados Unidos de América"
 
No obstante, advirtió que el número de muertos en Estados Unidos podría ir "muy por encima" de los 600.000.
 
A diferencia de su predecesor, el republicano Donald Trump, que arrojó dudas sobre el impacto del virus mortal y puso en duda el uso de tapabocas y otras medidas para prevenir la propagación, Biden ha hecho del combate a la pandemia su máxima prioridad.
 
El 19 de enero, un día antes de que Biden asumiera el cargo, celebró un evento para conmemorar la muerte de 400.000 estadounidenses por coronavirus.
 
"Para sanar, debemos recordar, y a veces es difícil de recordar, pero así es como nos curamos", dijo desde el Lincoln Memorial en Washington DC.
 
La cantidad de estadounidenses que han tenido el coronavirus es casi el doble que la segunda más alta de India (11 millones) y Brasil (10,1 millones).
 
Brasil ha registrado el segundo mayor número de muertos con 244.000, mientras que México está en tercer lugar con 178.000.
 
"La gente en las próximas décadas hablará de esto como un hito terriblemente histórico en la historia de este país, el hecho de que tantas personas hayan muerto a causa de una infección respiratoria", dijo ayer el principal inmunólogo del Gobierno, Anthony Fauci.
 
Se espera que al menos 90.000 estadounidenses más mueran por coronavirus para el 1 de junio, según una proyección reciente del Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud (IHME) de la Universidad de Washington.
 
El IHME estima que a fines de mayo, el virus matará a alrededor de 500 estadounidenses por día, frente a las aproximadamente 2,000 muertes diarias en la actualidad.
 
Las tasas de ingreso hospitalario han caído durante 40 días seguidos, ya que se administran diariamente aproximadamente 1,6 millones de vacunas a los estadounidenses.




Más noticias