Opinión Dom. 14 Abr. 2019

Vecinos del Barrio El Bosquecito solicitan al IPV que no venda la Sede Vecinal

 Vecinos del  Barrio El Bosquecito solicitan al IPV que no venda la Sede Vecinal
Tamaño del texto

Mediante una solicitada los vecinos de “El Bosquecito”, en Ushuaia, manifestaron la disconformidad y repudio a la venta, del terreno donde se encuentra la Sede Vecinal y el Playón Deportivo del Barrio, que era para uso recreativo y esparcimiento de quienes habitan el barrio El Bosquecito. Solicitan de manera urgente que se deje sin efecto el acto administrativo.

Los vecinos y vecinas del Barrio El Bosquecito, de la ciudad de Ushuaia, hacemos llegar nuestra disconformidad y total repudio a la venta, por parte del Instituto Provincial de Vivienda, del terreno donde se encuentra la Sede Vecinal y el Playón Deportivo, sito en Calle Carlos Gardel Nro. 698 del Barrio El Bosquecito de esta ciudad, que era para uso recreativo y esparcimiento de quienes habitan el barrio.
 
        Consideramos que fue un acto arbitrario, ya que los vecinos desconocían esta entrega, y que la excusa para venderlo fue “que no se usaba”, faltando totalmente a la verdad ya que tanto el espacio físico de la sede como el playón deportivo eran utilizados a diario por distintas agrupaciones, asociaciones deportivas, los propios niños y niñas del barrio, y sus familias, desde hace más de 25 años, según consta en registros y archivos históricos del barrio. Creemos que no se debe vender una Sede Vecinal que pertenece a un barrio ya que atenta contra el objetivo principal de una sede vecinal que es brindar un espacio para promover la integración, la participación y el desarrollo de la unidad vecinal, y menos a espaldas de los vecinos y vecinas del lugar que no se enteraron ni de la venta, ni del acto de entrega de las instalaciones al nuevo propietario, por parte de la gobernadora, legisladores y otros funcionarios, sin presencia de vecinos.
 
       Por lo expuesto, solicitamos de manera urgente, se deje sin efecto el acto administrativo por el cual el IPV adjudica a una sola asociación que no es del barrio, para uso exclusivo, el terreno donde se encuentra la sede vecinal y el playón deportivo, se revoque el contrato firmado y que el terreno y las instalaciones vuelvan a ser del Barrio El Bosquecito, que es a quien fue cedido originalmente, con la finalidad de que sea un espacio para ser utilizado por TODOS  los vecinos y vecinas del barrio.

GALERÍA DE FOTOS





Más noticias

LAS 10 MÁS LEÍDAS: