Internacional Do. 18 Sep. 2022

Llegaron a Venezuela 12 tripulantes de avión retenido en Argentina

Tamaño del texto
Familiares y autoridades venezolanas recibieron este viernes a 12 tripulantes del avión de carga que permanece retenido en Argentina desde hace más de tres meses. Permanecen en Argentina 7 miembros del grupo y la aeronave, objeto de investigación por posibles vínculos con el terrorismo internacional.
 
Los liberados, entre los que se encuentran 11 venezolanos y un iraní, llegaron cerca de las 6:30 pm al aeropuerto internacional de Maiquetía. Allí los recibieron, minutos después, entre aplausos de familiares, empleados del aeropuerto y personas que transitaban por el terminal.
 
La única mujer del grupo, Victoria Valdiviezo, aseguró que “se hizo justicia”. Negó que ninguno de los tripulantes fuera terrorista o espía.
 
“Ya no tengo lágrimas de tanto que he llorado, desde que salí de Argentina llorando, de felicidad. Se hizo justicia. Estamos aquí en nuestra tierra. Nos tildaron de todo, de terroristas, de espionaje. Pero nosotros no somos así, somos venezolanos trabajadores que tenemos que salir todos los días a la calle para poder traer el sustento a nuestra casa”, dijo.
 
El ministro de Transporte y presidente del Consorcio Venezolano de Industrias Aeronáuticas y Servicios Aéreos (Conviasa), Ramón Velásquez, quien también los esperó en el aeropuerto, exigió, que liberen a todos los miembros de la tripulación para que puedan regresar a su país.
 
Velásquez dijo “no descansará hasta que Argentina libere a los otros siete tripulantes -tres venezolanos y cuatro iraníes-, que están “detenidos ilegalmente”, y devuelva la aeronave, que, según ha declarado recientemente el funcionario, importaba “vacunas, medicamentos e insumos médicos” y enviaba ayuda humanitaria a algunos países como “Colombia (y) Nicaragua”.
 
El Boeing 747 de Emtrasur llegó a Argentina el 6 de junio, procedente de México, con una tripulación venezolano-iraní y una carga de autopartes.
 
Sin poder abastecerse de gasolina en Buenos Aires debido a las sanciones estadounidenses, el avión partió hacia Uruguay el 8 de junio, pero las autoridades uruguayas le negaron el ingreso y debió regresar al aeropuerto  de Ezeiza. La justicia inició entonces una averiguación y prohibió salir del país a la tripulación.
 
El aparato fue comprado hace un año a la aerolínea iraní Mahan Air.









Galería multimedia

Más noticias