• Ushuaia 4°C
  • Rio Grande 8°C
  • Is. Malvinas 7°C
Política Mie. 11 Oct. 2017

Romano pidió devolver el proyecto de presupuesto 2018 al Ejecutivo Municipal

Romano pidió devolver el proyecto de presupuesto 2018  al Ejecutivo Municipal
Tamaño del texto

En el contexto de la Comisión de Hacienda, Presupuesto y Cuentas el presidente de la comisión Juan Manuel Romano presentó un dictamen para devolver el proyecto y dar 30 días para que se vuelva a formular. “Ni un resumen de tarjeta de crédito tiene tan poca información”, dijo Romano, quien junto a Bertotto se manifestó a favor de pedir una reformulación del presupuesto, en tanto Ayala, Romero y Pino están de acuerdo en avanzar con el documento como fue presentado.

Tras la reunión de comisión realizada el miércoles 11 al mediodía, Romano expresó que “lamentamos que el Ejecutivo Municipal haya pretendido cumplir con esta obligación esencial de manera tan irresponsable, ya que si hubiéramos recibido un proyecto serio estaríamos ya adentrados en su análisis, y lejos de ello, no encontramos el modo de saltear las innumerables omisiones formales de las que adolece el documento que nos ha sido enviado”,
 
“Con el proyecto de presupuesto presentado se incumplen 12 artículos de la Carta Orgánica y 9 de la ordenanza de Administración Financiera. Que quede claro que no hay animosidad para impedir que haya un presupuesto, pero es una obligación del Ejecutivo Municipal mandar el presupuesto de determinada manera y con determinada información, existe una obligación como concejales de controlar que esté dentro de esos parámetros”, determinó Romano.
 
“El intendente habla del plan de obra más ambicioso de la historia, y en cuanto a datos sólo tenemos dos hojas en las cuales no se nos brinda información clara sobre financiamiento, equipamiento y plazos”, dijo el concejal.
 
“La falta de datos imposibilita que identifiquemos precisamente hacia donde se derivarán los fondos y cuáles son las prioridades en el plan de acción municipal. El documento que nos mandaron no es más que un puñado de números que no alcanza siquiera para graficar la situación global o parcial de las cuentas públicas y mucho menos para habilitar una visión particular y acabada de sus proyectos”, afirmó el edil.
 
El presupuesto no podía ser tratado en las condiciones que había sido enviado, no hay en él información suficiente, ni una adecuada clasificación de los pocos datos que contiene, para que puedan ser evaluados técnicamente y encuadrados en el esquema jurídico vigente. “Ninguno de los niveles de análisis (que detallamos en el Dictamen presentado en comisión) fue usado en el documento que se nos remitió. Se pretendió reducir esta tarea a una sumatoria de datos vagos e incompletos que, es lógico afirmar, no podrían siquiera servir para conformar un presupuesto doméstico serio”, manifestó Romano, y continuó diciendo que “este presupuesto sigue el lineamiento de por ejemplo, la veda del acceso al SIAGEF, es el mismo espíritu de negar el acceso a la información, no transparentar ni permitir que se conozca con certeza como se manejan los fondos públicos”.
 
El presidente de la Comisión de Hacienda, Presupuesto y Cuentas afirmó que “ver el estado actual de la ciudad, el desmejoramiento de los espacios públicos, la falta de infraestructura en algunas materias y la baja importancia que se da al desarrollo de espacios deportivos y educativos impide que asumamos nuestra tarea con una actitud flexible y nos obliga a controlar fuertemente el catálogo de prioridades sobre las cuales se pretenden repartir los fondos, y analizar la racionalización del gasto propuesta”.
 
Respecto a la necesidad de manejar los fondos públicos con responsabilidad, Romano dijo que “hay que manejar los fondos con prudencia, considerando que la caja no es infinita, que los anuncios de campaña necesitan un respaldo económico para concretarse, y esto exige priorizar las emergencias y pensar variables que optimicen los servicios y satisfagan las postergadas necesidades de nuestros vecinos, que ya están cansados de reclamar acciones y obras”.
 
“Desde el Concejo Deliberante pretendemos como cuerpo legislativo recibir un presupuesto que tenga un análisis serio por parte del ejecutivo, que se permitan la autocrítica y la reflexión como herramientas para mejorar, que eviten los desvíos negativos que hayan podido visualizarse en la ejecución del presupuesto anterior y nos demuestren en números que trabajarán para garantizarnos una ciudad mejor”, afirmó Romano.
 
Esta situación es más que un obstáculo o un detalle, es una falta grave en materia de diseño y transparencia, y es necesario que agotemos todas las vías para develar las verdaderas intenciones del esquema presupuestario que se pone a nuestra consideración.
 
Respecto a la buena voluntad mostrada con el presupuesto 2017 Romano dijo que “en una muestra de buena voluntad los concejales aprobamos el año pasado el presupuesto remitido por el DEM, pese a que en esa oportunidad ya se habían detectado falencias, que merecieron incluso la interpelación de funcionarios, pero se decidió acompañar al intendente y allanar su camino en cuanto a la ejecución del programa de gobierno propuesto, priorizando las necesidades de los vecinos por sobre las exigencias formales y técnicas”.
 
“Desgraciadamente los hechos no nos permiten dejar pasar nuevamente los mismos errores, ya que el tiempo nos demostró que el ejecutivo, aún beneficiado por un Concejo Deliberante que ha hecho lugar a todos los pedidos, los cuales se justificaban como medidas para fortalecer los recursos y dar respuesta a la demanda vecinal, no ha logrado mejorar la calidad de vida y la estructura de obras y servicios públicos, que es la demanda más urgente de la comunidad, y no admite ya más demoras. No se le han negado nunca las herramientas al ejecutivo para funcionar”, afirmó el concejal.
 
“La nota de elevación que acompañó al proyecto de presupuesto parece un doble discurso, es vergonzoso, habla de transparencia y no aporta un solo dato desde el cual verificar las cuentas públicas. Lo más sano, institucional y democrático, es devolver el presupuesto, porque no da cumplimiento a cuestiones básicas que la técnica presupuestaria y la normativa vigente exigen”, finalizó Romano.
 
 




Más noticias

LAS 10 MÁS LEÍDAS: